Alimentos – Las Algas

Quien me conozca sabe que hace tiempo inicié el blog Japonadas en blogger. Pues bien, como siempre, al tener los blogs uno por aquí y otro por allí, al final no te acabas centrando en ninguno. En esta primera entrada de Japón empiezo a importar contenido de aquel foro y, poco a poco, también incorporaré nuevo. Espero que ahora al tenerlo todo junto, pueda actualizar frecuentemente el contenido de todas las secciones. Así pues, sin más rollos, empiezo…

Uno de los ingredientes muy conocidos de la cocina japonesa son las algas. Muchas personas relacionan a veces el comer algas directamente con esta cultura o zonas orientales, pero no debemos olvidar que también en muchas áreas de Europa es común el uso de éstas en la alimentación del día a día.

Unas de las más conocidas en la cocina japonesa son las algas norikonbu y wakame que, pese a existir otras como aonori o hijiki, son las que voy a comentar.

Alga Nori

Alga nori: El nombre de esta alga hace referencia a las especies comestibles del alga Porphyra. Normalmente se utilizan en comidas como el onigiri y el sushi (seguro que esta os suena más que ninguna, jeje) y se obtienen a base de cortar y preparar en láminas las algas y, posteriormente, haciendo un secado al estilo de la preparación de papel.

Alga KONBU

Alga konbu: Esta alga también puede recibir el nombre de kombu. En este caso son especies de Laminaria las que forman este grupo. Son un elemento muy importante en la cocina japonesa y muy consumido, siendo sobretodo importante para hacer dashi (pondré la receta y explicaré que es más adelante en este mismo blog). Generalmente se venden como láminas secas que deben ser remojadas durante un buen rato para ser comidas.

Alga WAKAME

Alga wakame: Científicamente cuando nos referimos a esta alga hablamos de Undaria Pinnatifida. También es un alga muy empleada en la cocina japonesa, sobretodo en sopa de miso, siendo también empleada en diversos tipos de ensalada (ensalada de tofu con algas) o simplemente acompañando a otro alimento (sardinas con wakame). Esta alga es una fuente muy importante de ácidos omega-3 por lo que he leído últimamente (sí, este aspecto lo he descubierto hace poco yo también, jeje).

Finalmente, decir que estos tres tipos de algas son muy cultivados en Japón, a diferencia de otros tipos en que no hay o es mínimo su cultivo. Pese a ser muy saludables, también hay que ir con cuidado dependiendo de la persona que seamos, ya que muchas algas marinas son ricas en sodio, yodo y otros componentes que, si bien pueden ser muy útiles y necesarios en nuestro organismo, podrían llegar a ser perjudiciales para ciertas personas con alguna enfermedad característica; por ejemplo, yodo/hipertiroidismo.

Hasta pronto!! ^^

– Japonadas –

Deja un comentario